Saltar la navegación

Contaminamos cuando no gestionamos adecuadamente los desechos.

Cómo se estructuran los textos destinados a la enseñanza.

Analizáremos ahora un texto pedagógico de ciencias naturales para noveno grado de educación media que aborda el tema de las basuras. Este texto tiene por finalidad enseñar a nuestros estudiantes qué son las basuras y cómo se clasifican. En él podemos observar cómo el enunciador se presenta como un sujeto que no es demasiado distante de los lectores, y que presenta un tono de enseñanza. En el análisis del texto vamos a ver cómo se identifica la estructura retórica, y cómo se organizan las diversas funciones del discurso.

Las basuras

Las basuras son residuos que se producen de las diferentes actividades que realiza el ser humano. La basura es considerada generalmente como todo aquello que sobra de las diferentes actividades, tanto domésticas como comerciales e industriales. La basura es considerada como inservible o no reutilizable, también se denomina residuo, desecho o desperdicio.

En este texto el enunciador nos presenta en primer lugar :

La contaminación de las basuras proviene de la incapacidad que tienen las personas de reutilizar los materiales, tal como lo hacen los ecosistemas. Es cada vez más difícil pensar que la vida pueda continuar con el nivel de contaminación que está alcanzando nuestra civilización. La solución al problema de los desechos no debe ser dónde se depositan estos, sino en no producir tanto productos, en reutilizarlos o en no consumirlos.

En este fragmento del texto se nos presenta:

Algunos de los recursos se pueden reciclar de manera natural y esto se hace a través de los ciclos biogeoquímicos. Los elementos naturales como el oxígeno, el nitrógeno, el carbono, el fósforo y el agua, entre otros, que mantienen la vida, son limitados y por tanto deben ser reciclados en forma permanente por el sistema natural. En los ciclos encontramos de manera evidente la circulación de la materia y de cómo los elementos químicos van pasando de un lugar a otro y de la forma como se reutilizan. Otros recursos se pueden reciclar de manera artificial, es decir, utilizando la mano del ser humano. El reciclaje es la recolección, clasificación y reutilización de algunos desechos como papeles, vidrios, plásticos, metales, entre otros, para obtener nuevos productos.

En este fragmento del texto se articulan:

Basura hospitalaria: Son los desechos que provienen de la actividad que se realiza en los hospitales, clínicas, centros de salud, etc.; puede estar seriamente contaminada y debe ser quemada en hornos especiales llamados incineradores, los que deben cumplir ciertos requisitos técnicos para no contaminar el ambiente; estos desechos también pueden ser enterrados en sitios aislados, proceso que se conoce como entierro sanitario selectivo.
Basura urbana: es la que se produce en las ciudades, por la poda de árboles y los restos de césped cortados. En este grupo también encontramos muchos de los productos relacionados con las actividades humanas como cajas, cartones, icopor, los desechos cloacales, los restos de alimentos, etc.
Basura rural: son las basuras que provienen de las actividades propias del campo, los residuos de tipo vegetal, es decir, los que quedan después de haber realizado un cultivo y de tipo animal, como el estiércol y los subproductos de los procesos como la cría de gallinas, cerdos y otra especie de animales. El campo produce menos basuras que la ciudad, pero cuando el campesino va a la ciudad y vuelve con productos tecnológicos, agrotóxicos y los abonos químicos, contribuye a la contaminación del medio donde él vive.
Basura nuclear: es la que se produce por la actividad de las plantas nucleares, entre otros usos, de la energía nuclear; es tan peligrosa que el ser humano jamás se podrá adaptar a ella.
Basura industria: es la que se produce a partir de la manufactura de determinados productos. Por ejemplo, la industria del cuero es altamente contaminante. Los desechos que se producen se deberían colocar en piletas de decantación y depuración antes de ser arrojados a los cauces de los ríos y otras fuentes de agua como los lagos y los océanos.
Basura doméstica: es la que se produce en el hogar y a su vez la podemos clasificar en: Biodegradables que son los restos de alimentos, telas, cáscaras, papeles, cartones ramas de hojas, césped y No biodegradables, que serían el vidrio, latas, plásticos, hierros, cerámicas.
Tóxicos: son los desechos de pinturas, pilas, limpiadores, desinfectantes, plaguicidas y restos de medicamentos.
No reciclables: es el papel higiénico, los pañales desechables, los restos higiénicos o las curitas.

En este fragmento la función retórica que prevalece es la:

Cualquier actividad humana generada en lugares donde viven los seres humanos o en los lugares elegidos para la producción de bienes en serie, origina desechos que contaminan el entorno y que se podrían descomponer de manera natural, pero en realidad el medio ambiente no es capaz de degradarlos a la misma velocidad que se producen. Acá se incluye una larga lista de productos sólidos de deshecho resultantes de actividades urbanas de consumo y limpieza, transformación y pequeños procesos de fabricación.
Los residuos son aquellos materiales que se tiran porque se cree que ya no tienen utilidad. Según otros autores son también aquellos que después que de cierto tiempo pueden provocar asco: cuando pelamos una naranja o un plátano no nos molesta tocar la cáscara, pero si la vemos en el suelo después de varias horas nos provoca repugnancia. La mayoría de los residuos son de origen doméstico. Dentro de los residuos sólidos los urbanos son sólo el 10% del total, los mineros e industriales, un 35% y el 55% agropecuarios.

En este párrafo el orden de aparición de las funciones retóricas es:

Profesor, entonces dada la preeminencia de la función de clasificación, lo que se busca con este texto es que el lector (enunciatario):
a) Aprenda cuál es la clasificación de las basuras.
b) Se sensibilice acerca del adecuado tratamiento de las basuras.

Si maestro, pero el énfasis está puesto en la clasificación.
El texto que acabamos de estudiar corresponde, por tanto, a la estructura retórica que anteriormente la experta en textos académicos había presentado como “de estructura-clasificación”.
Por otra parte, la ausencia o escasez de citas y referencias, y la minucía en la definición, la explicación y la clasificación son elementos típicos del género pedagógico.

Exacto!, en los textos científicos también hacemos uso de las mismas funciones retóricas que fueron identificadas en el análisis de los textos pedagógicos, pero dada la diferencia en el contrato social de habla, y las diferentes finalidades de los textos científicos, la manera en la que aparecen está orientada más a la comunicación entre expertos. No es tan prevalente la intención didáctica cuando se hacen clasificaciones o explicaciones.